MUNDO:

Brasil: Bolsonaro acorrala al “marxismo cultural” en su primer año

Su alianza con los sectores conservadores, su estilo "antisistema" y las reformas económicas le han permitido mantener cohesionado al 30% del electorado que lo apoya.

Jair Bolsonaro.


Redacción La Resistencia
2019-12-31 14:56:17


El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, intensificó en su primer año de mandato, que cumple el miércoles, su cruzada contra todo lo que considera “marxista”, en especial en las áreas de Educación y Cultura, dos de los principales sectores que considera dominados por la “ideología izquierdista”.

Desde cuando era candidato a las elecciones presidenciales que ganó en octubre del 2018, Bolsonaro defendía un Brasil "similar" al de "hace 40 o 50 años" en materia de costumbres y propuso combatir la ideología que, según sostiene, ha "dominado" la enseñanza, la producción cultural y la prensa del país.

Cuando asumió la Presidencia el 1 de enero del 2019, Bolsonaro reforzó su batalla contra la ideología de género y la preservación de los valores cristianos.

El último capítulo de la ofensiva bolsonarista en el campo educativo tuvo lugar hacia fin de año, cuando el Gobierno anunció que no renovaría el contrato con una televisión pública volcada a la educación que opera desde 1995, por su programación "de izquierda", que promovía temáticas como la ideología de género.

Según informó Gestión, en su primer año en el poder, el presidente cumplió la promesa de eliminar el Ministerio de Cultura, convertido ahora en Secretaría, ha reducido significativamente su presupuesto y ha incentivado la aplicación de "filtros" a exposiciones, películas y programas de televisión que presenten contenidos "inadecuados".

Entre los casos más emblemáticos de censura destacan la revocación de la financiación a series televisivas con personajes LGTB y la retirada de un comercial de un banco estatal por presentar la diversidad étnica, racial y sexual de Brasil.

Bolsonaro, por su parte, ha expresado que "no se trata de censura, sino de preservar los valores cristianos".

La polémica fue reavivada cuando el grupo humorístico "Porta dos Fundos" sufrió un ataque con cócteles molotov en su sede de Río de Janeiro debido a su especial de Navidad, que retrata a Jesucristo como un homosexual y por el que una comisión de la Cámara de Diputados decidió convocar a Netflix para explicarse.

 

La derecha conservadora y los evangélicos

 

“La derecha entró en el electorado popular del PT por medio de los evangélicos”, aseguró el politólogo Alberto Carlos Almeida, autor del best-seller “La cabeza del brasileño”.

Como apunta Clarín, la llamada bancada de la Biblia, transversal a varios partidos políticos, es acérrima opositora de la legalización del aborto, la despenalización del consumo de drogas y el "matrimonio" homosexual, y se identifica con postulados defendidos por el presidente Bolsonaro, como el endurecimiento de la legislación antidrogas, la restricción en el concepto de familia a la unión de un hombre y una mujer, y la voluntad de barrer de las escuelas un supuesto adoctrinamiento izquierdista y la ideología de género.

Esa alianza con los conservadores y su estilo antisistema han permitido a Bolsonaro mantener cohesionado al 30% del electorado que lo apoya, y la apuesta en el Palacio del Planalto es que una mejora más robusta y perceptible de la economía y el empleo permitirá al presidente ser un competitivo candidato a la reelección en el 2022.

En un discurso a la nación justo antes de Navidad, Bolsonaro dijo que “recibió un Brasil en una profunda crisis ética, moral y económica”.

“El gobierno ha cambiado. Hoy tenemos un presidente que aprecia a las familias, respeta la voluntad de su pueblo, honra a su ejército y cree en Dios”, dijo flanqueado por su esposa, Michelle Bolsonaro, quien vestía una camiseta con la palabra JESÚS en letras grandes.

   RECOMENDADO PARA TÍ