OPINIóN:

Profesores violadores...¿y la prioridad del Minedu es el "enfoque de género?

Francisco Ugarteche, periodista pro vida y familia, sobre los docentes involucrados en casos de violencia sexual contra menores de edad, y la insistencia del gobierno de imponer la ideología de género y la "exploración sexual".

Fotografía / La Resistencia.


Redacción La Resistencia
2018-07-12 09:33:53


Mil 304 casos de violencia sexual contra menores de edad fueron atendidos entre los meses de enero a mayo, según cifras oficiales del gobierno, lo que hace presumir que al concluir este año la estadística puede reflejar que todos los días ocurre en el país un promedio de diez casos de violación sexual a menores.

El ministro de educación Daniel Alfaro, se reunió hace pocos días con las autoridades de Loreto y se enteró de fuente directa que son 56 docentes de esa región, los denunciados por estos delitos. Es decir, el número de profesores comprometidos en actos de connotación sexual contra escolares es mayor que lo imaginado.

Las denuncias tienen que ver con violación, tocamientos indebidos, acoso y hostigamiento sexual, y según declaración del propio ministro, todos estos docentes serán separados definitivamente de la carrera magisterial.

De 36 profesores implicados, 18 continuaron dictando clases en las aulas y los otros ya fueron cesados, pero no hay necesidad de seguir abundando en precisiones de este tipo, para concluir que entre los profesores existe un gran número de presuntos culpables de actos reñidos contra la moral, contra la salud sexual de sus alumnos.

Y así, en medio de esta cruda realidad, el gobierno insiste en sexualizar la educación de niños de primaria con un currículo orientado a estimular la exploración de sus genitales y a reforzar la idea de la identidad de género y el ejercicio sexual.

Si después de esta experiencia el economista que funge de pedagogo persiste en imponer la ideología de género, tendrá que lidiar más adelante con las protestas de quienes no aceptamos, ni aceptaremos jamás ignore la declaración de los derechos humanos, que garantizan el derecho de los padres de familia a escoger el tipo de educación que deseamos para nuestros hijos.

El gobierno y sus ministros deben entender que por un puñado de dólares no pueden sacrificar la vida de las próximas generaciones de peruanos. La ideología de género ya está en el currículo escolar de secundaria, con los resultados que ahora estamos viendo.

Una buena educación sexual es algo muy diferente a la de estos caperucitos rojos infiltrados de mala manera en el aparato educativo nacional, empeñados en seguir al pie de la letra los dictados de las naciones unidas que bastante daño hicieron al país cuando propiciaron la estatización de los medios de comunicación  social durante la dictadura de Velasco Alvarado.

No vuelvan a empujar al país a errores que esta vez afectarán la salud de numerosos niños y niñas inocentes.

   RECOMENDADO PARA TÍ