SOCIEDAD:

#ConMisHijosNoTeMetas: Padres de familia, no perdamos el derecho a educar en valores a nuestros hijos

Ley de las "familias democráticas" vulnera la patria potestad de los padres y permite al Estado interferir en la intimidad de la familia y los valores que la conforman.

Fotografía: La Resistencia.


Redacción La Resistencia
2018-11-07 14:18:02


Por Francisco Ugarteche.

 

La nueva ley de las "familias democráticas" impulsada por el gobierno de Martín Vizcarra, vulnera la patria potestad, que es el conjunto de derechos y obligaciones que tienen los padres sobre sus hijos no emancipados y todo lo que haga referencia con el cuidado del niño para su óptimo desarrollo.

El ejercicio de la patria potestad tiene un origen natural, derivado de la procreación y del matrimonio de los padres. La patria potestad satisface el proceso biológico de la procreación, el que no se agota en el hecho biológico de procrear, sino que se desarrolla en el tiempo hasta que, por presunción de ley, los hijos adquieren la plena capacidad de obrar. Complementa legalmente las consecuencias de la procreación a través de la protección y educación de la descendencia.

 

PUEDES LEER:  Gobierno peruano deroga ley de fortalecimiento de la familia

 

La patria potestad se ejerce en interés de la familia en general y de la sociedad, ya no solo en beneficio directo del hijo o exclusivo del padre.

Respecto a la educación, la patria potestad contiene un sinnúmero de obligaciones que tienen los padres, la más importante pues, en cierta manera, subsume a todas las demás, o en su defecto las complementa con sus características.

Hay que tomar en cuenta como ecuación el hecho de que los medios y condición de los padres tiene que estar relacionada con la vocación y aptitudes del hijo.

 

PUEDES LEER:  [EDITORIAL] Los niños son hijos de los padres, no del Estado

 

La educación es la formación física, espiritual y moral que permitirá al menor integrarse de manera satisfactoria y plena en la sociedad. Educar es cultivar las virtualidades positivas y desalentar las negativas. La educación comprende la escolar y la superior, incluyéndole universitaria o tecnológica. La facultad de corrección es correlativa del deber de educación.

Los padres tienen el deber de dirigir el proceso educativo de sus hijos, es decir, la formación académica, física, espiritual y moral que permita al menor integrarse de manera satisfactoria y plena en la sociedad con un trabajo digno. Habría que agregarse que es indispensable tener en cuenta la vocación y aptitudes del hijo.

No existe razón para que el Estado interfiera en este proceso natural de la patria potestad, pretenda restar derechos y obligaciones a los padres y atente de manera tan grosera contra la institución de la familia.

 

PUEDES LEER:  Gobierno peruano decreta "familias democráticas" con enfoque de género

   RECOMENDADO PARA TÍ